ovarios poliquísticos & el sindrome

sindrome de ovarios poliquísticos

 

Anteriormente conocido como Sindrome de Stein-Leventhal (1935) se caracteriza por obesidad, trastornos menstruales, infertilidad y signos de masculinización o exceso de hormonas masculinas en presencia de ovarios poliquisticos.  En la actualidad se sabe que la menor parte de las pacientes presentan todas éstas características por lo que se requiere definir muy bien sus variantes diagnósticas, afecta de 5% a 10% de las mujeres.

Dr. Ricardo Gómez Betancourt

el problema


¿Qué es un Ovario Poliquístico?

El ovario poliquístico sólo se refiere a la presencia de múltiples folículos en los ovarios (ecografía, más de 12 folículos mayores de 2-9 mm en cada ovario, volumen mayor de 10 mL) sin considerar la presencia del Sindrome, de hecho, hasta un 20% de la población femenina puede tener este criterio y ser personas perfectamemente normales. 

¿Cuál es el origen del sindrome?

No se conoce la causa exacta de esta enfermedad, hay componentes hereditarios, pero hay tres condiciones muy bien descritas que explican sus manifestaciones: 1) niveles elevados de andrógenos 2) periodos menstruales irregulares o ausentes y 3) quistes en los ovarios.

Hiperandrogenismo: se refiere a niveles excesivos de hormonas masculinas en la circulación femenina con la consecuente aparición del acné, hirsutismo y trastornos de ovulación

Trastornos del control hormonal del ovario: una pequeña porción del cerebro, el hipotálamo, controla la ovulación mediante la producción cíclica y orquestada de dos hormonas:  FSH y LH.  En el SOP se altera este fino control conduciendo a trastornos en el patrón ovulatorio cíclico y retrasos e irregularidad menstrual. nEl ovario es incapaz de ovular y se acumulan folículos

Resistencia a la insulina: esta condición, exceso de insulina en respuesta a defectos en el control de la glucosa sanguínea, se considera un estado pre-diabético. Las pacientes con SOP sin control pueden desarrollar diabetes tipo 2 con el pasar de los años. La resistencia a la insulina también estimula la producción de hormonas masculinas. Presente en 50-80% de las pacientes pero no forma parte de los criterios diagnósticos

¿Cuáles son sus síntomas?

SOP clásico:

Mujeres obesas, infértiles, con acné e hirsutismo con una larga historia de trastornos menstruales del tipo retraso menstrual y sangrados fuera de ciclo. Ecografía: ovarios poliquísticos

SOP anovulatorio con menstruación normal:

Estas pacientes refieren todos los síntomas descritos para la forma clásica pero presentan menstruaciones normales y pueden ser obesas (70%) o delgadas (30%). Dado que no ovulan existe infertilidad. Ecografía: ovarios poliquísticos

SOP ovulatorio:

Estas pacientes ovulan regularmente por lo que sus menstruaciones son cíclicas y su fertilidad permanece posiblemente conservada, pero, mantienen en los efectos adversos ocasionados por la resistencia a la insulina y el hiperandrogenismo. Pueden ser obesas (70%) o delgadas (30%).  Ecografía: ovarios poliquísticos

SOP ovulatorio sin hiperandrogenismo:

Estas pacientes, obesas o delgadas, ovulan y no tienen síntomas virilizantes ni alteraciones en sus niveles androgénicos. Los unicos hallazgos son resistencia a la insulina y ovarios poliquísticos en la ecografía. Esta variante representa el grado mínimo de severidad (para mi este no es parte del sindrome)

¿Cómo se diagnostica?

En pacientes jóvenes el motivo de consulta más frecuente es el retraso menstrual, el acné y la ganancia de peso.  En mujeres en edad reproductiva uno de los motivos de consulta, a parte de la irregularidad menstrual, es la infertilidad.  Con frecuencia vemos acné pero rara vez el hirsutismo. La historia clínica nos ofrece el diagnóstico en más del 90% de los casos

Criterios de Rotterdam 2003, al menos 2 hallazgos:

Oligoovulación y/o anovulación (menstruaciones retrasadas)

Hiperandrogenemia o exceso de actividad androgénica (acné, hirsutismo)

Ovarios multifoliculares (ultrasonidos transvaginal demuestra mas de 12 folículos de 2-9 mm de diametro o volumen mayor a 10cc).

Tratamiento a Corto plazo:

El uso de Anticonceptivos Orales es la terapia de primera línea para pacientes que no desean un embarazo, desean regular su menstruación y controlar los síntomas del hiperandrogenismo. Si se desea embarazo utilizamos metformina y esquemas básicos de induccion de ovulación para facilitarlo. Terapias complementarias: depilación o electrólisis del vello indeseable, tratamiento dermatológico del acné, evaluación y control nutricional, plan razonable de ejercicios y actividad física.

Tratamiento a Largo Plazo:

Sin tratamiento a largo plazo nos exponemos a complicaciones propias de la falta de ovulación -cáncer endometrial- , hiperinsulinemia/diabetes, obesidad mórbida y enfermedades cardiovasculares. Tomamos en cuenta los efectos que sobre el autoestima pueda tener una forma severa de la enfermedad

1 Anticonceptivos orales y otras hormonas: control menstrual, atenuación de los efectos de las hormonas masculinas y prevención del cancer de endometrio. Beneficios demostrados: supresión de la producción de hormona masculina, adecuado control menstrual y disminución del riesgo de cáncer endometrial. No afectan el control glicémico de la paciente

2 Hipoglicemiantes orales o insulina: para propiciar el control metabólico y prevenir la aparición de diabetes y sus complicaciones

3 Control de riesgos cardiovasculares: el control metabólico adecuado previene la aparición de daños vasculares que pueden conducir a hipertensión, aterosclerosis, infartos, accidentes cerebrovasculares  y lesiones renales

4 Cambio de hábitos de vida: control nutricional adecuado, ejercicio físico regular, eliminar el cigarrillo, controlar la ingesta de alcohol y seguir los tratamientos indicados

Complicaciones a corto plazo:

Acné, trastornos menstruales, anemia ferropénica, sobrepeso, dificultades de socialización y aceptación, hirsutismo.

Complicaciones reproductivas:

Infertilidad, pérdida temprana del embarazo y abortos, diabetes gestacional, preeclampsia, prematuridad, malformaciones congénitas por diabetes mal controlada

Complicaciones a largo plazo:

1 Carcinoma endometrial: la falta de ovulación ocasiona estímulo excesivo y prolongado de estrógenos sobre el endometrio favoreciendo su crecimiento sostenido; bajo estas condiciones puede desarrollar lesiones premalignas y malignas décadas después. Cuando existe ovulación cíclica se produce progesterona que estabiliza el endometrio y evita la aparición de cánceres a la vez que permite la menstruación mensual en los ciclos en los que no hubo embarazo

2 Diabetes mellitus (DM): el SOP es un factor conocido y precursor de la diabetes mellitus del adulto. La diabetes lesiona de manera sostenida a todo el sistema vascular afectando múltiples órganos

3 Enfermedades cardiovasculares: el SOP es un factor de riesgo conocido para enfermedades cardiovasculares en la mujer, de hecho, hace que su frecuencia de aparición se acerque a la del hombre quien típicamente tiene un riesgo mayor

4 Trastornos emocionales: la falta de un patrón menstrual regular, la infertilidad, la obesidad, los cambios cosméticos y los problemas de salud favorecen la aparición de trastornos emocionales como baja autoestima, depresión, aislamiento social, etc.

Lo que puedo hacer

La resistencia insulínica puede desaparecer en pacientes obesas cuando bajan de peso, se nutren correctamente y se ejercitan de manera regular.  El hiperandrogenismo mejora con el control de la resistencia a la insulina y usando anticonceptivos orales.

El SOP es una condición crónica que requiere control de por vida. No debes suspender tu esquema de tratamiento por aburrimiento o por la promesa de terapias alternativas no avaladas por la ciencia moderna

¿Hay curación definitiva?

Una vez controlados los sintomas y los efectos adversos asintomáticos y potencialmente dañinos se considera controlada la enfermedad. NO hay cura definitiva pero el control a largo plazo evita las complicaciones asociadas

fertilidad

 

La inducción de la ovulación para obtener embarazos se puede lograr mediante métodos médicos o quirúrgicos

Medico: El uso de medicamentos orales o inyectados (inductores de ovulación) es muy popular y la primera línea de tratamiento en la infertilidad relacionada a anovulación. Aumenta el riesgo de embarazos múltiples pero el costo es considerablemente menor en comparación con los métodos quirúrgicos

Quirúrgico: En casos de tratamiento médico fallido se recurre a la cirugía laparoscopica para abrir pequeños orificios en la superficie ovarica: se reporta ovulación espontánea en el 92% de las pacientes en los primeros 3 meses después de la operación y tasas espontáneas de embarazo en el 69%. Este método permite, además, liberar la pélvis de adherencias, verificar la permeabilidad de las trompas de Falopio y diagnosticar/corregir condiciones patológicas asociadas. Menor tasa de embarazos múltiples que con los métodos médicos. Se puede añadir medicamento inductores de ovulación para mejorar las tasas de embarazo